lunes, 27 de abril de 2009

Con ustedes... para ustedes...L'Aceña

LA SINFÓNICA ORQUESTA DE LOS DESAFINADORES ALBENSES

“En Alba el mayor delito es desafinar,
por eso me gustan tanto los desafinadores de mi pueblo”

José Sánchez Rojas


Desafinar en Alba... Ayer como hoy parece seguir siendo delito ofrecer otra entonación distinta a la que interpreta el poder.

En el discurrir histórico por la selva de la cultura albense, donde algunos avanzamos abriéndonos paso entre la maleza con el deseo de hallar a otros en la misma tarea, me voy dando cuenta que los encuentros se van tornando más improbables cada día.

De vez en cuando aparece el hermosísimo rastro de otros desafinadores perdidos entre las brumas de los tiempos pasados, con los cuales me gustaría formar la Santa Hermandad de los Músicos Albenses Desafinantes.

Es un placer contemplar como casi todas las publicaciones hermanas en la historia albense comparten este interesantísimo blog.

Felicito a Gerardo Nieto por su trabajo en pro de nuestra querida Ducal Villa, y por lo que supone de reconocimiento para los que hicieron posible la existencia de todas esas publicaciones. Me alegra enormemente contemplar que L’Aceña ha encontrado un hueco a su lado.
Mientras, sigamos desafinando...

Miguel Ángel Sánchez Santos
Coordinador de L’Aceña

□□□ □□ □□□

Con gusto y satisfacción procedemos a la ampliación de nuestros fondos hemerográficos acogiendo desde hoy otra de las publicaciones albenses: L’Aceña
Para no restar protagonismo a su edición impresa sus futuros ejemplares no se incorporaran de forma simultanea a su publicación sino que lo harán después de trascurrido algún tiempo. En cuanto a los atrasados, poco a poco trataremos de ir recuperándolos, contando siempre con la inestimable colaboración de Miguel Ángel Sánchez, quien ha tenido la gentileza de remitirnos el comentario que precede para, con él, presentar la incorporación a nuestra hemeroteca de esta revista, que desde hace tiempo viene editando ASCUA (Asociación Cultural Albense), y cuyo número 32 ya se encuentra disponible en formato digital.





10 comentarios:

  1. ¡QUE PENA DE PUBLICACIÓN, COMO LA HA HUNDIDO LA POLITICA, Y LO PEOR ES QUE HA HUNDIDO TAMBIÉN A LA ASOCIACIÓN CULTURAL QUE LA AUSPICIABA!

    ResponderEliminar
  2. Desafinas del todo. En la revista poco, porque te escondes.

    Y lo peor del todo estas hundiendo una revista y una asociación que antes hacia mucho por el desarrllo cultural de Alba.

    ResponderEliminar
  3. ¡Y esto lo dicen personajes anónimos que no tienen el valor de dar nunca la cara!
    ¿Antes no era la revista política, y ahora sí?¡Qué casualidad!
    ¿Dónde estabas o estabáis cuando había que enfrentarse al poder?
    Yo sí lo sé, peloteando a diestra y siniestra, por mi parte os podéis quedar allí: algunos ladráis desesperados, luego nosotros cabalgamos orgullosos...

    ResponderEliminar
  4. Parece que el nombre de esa revista en lugar de llamarse L'Aceña debiera de llamarse El Escondite, o ¿Quien es Quien?, porque ya está bien de ocultarse, recordemos el Cronida no sé que más, Viriato el más Tonto,La Estatua de la Libertad, Kassandra Bioy (este fué el mas pernicioso para la asociación y la publicación)¡Para que uego diga Miguel Angel de anónimos y dar la cara!
    Da la impresión de que ahora fumamos la pipa de la paz con aquellos a los que nos efrentamos.

    Y como no para seguir con la tradición infundida por L'Aceña soy un anónimo.

    ResponderEliminar
  5. ¡Curiosisimo Miquel Angel hablando de anónimos!
    ¡MADRE DEL AMOR HERMOSO! a lo que hemos llegado, cuando esa revista era el escaparate de los anónimos.

    ResponderEliminar
  6. Sobre esta revista hay una cosa que me llama mucho la atención y es que con lo que le gusta escribir a Miguel Angel no escribía, sin embargo siempre escribía KASSANDRA, ¡CURIOSO DE VERDAD!

    ResponderEliminar
  7. ¡¡Sigue, sigue en el anonimato!! Te aconsejo que leas algo más que los cotilleos de las revistas. Yo al menos siempre que he escrito algo lo he hecho con mi nombre y apellidos, aunque claro,puede que tú no leas determinados artículos. ¿Molestó el que hice sobre el Patronato? Me parece que sí por lo visto en la algarada anónima en este blog, que seguramente tampoco sea de tú agrado.
    ¡LEE MÁS COSAS DE PROVECHO Y SERÁS MÁS TOLERANTE!

    ResponderEliminar
  8. ¡ÁNIMO MIGUEL ÁNGEL! No respondas a los anónimos nunca, y a éstos o a éste menos, que se le ve la pluma azul a kilómetros.

    ResponderEliminar
  9. No se porqué en esta revista hay cierto tufillo a juzgados.

    ResponderEliminar
  10. Pues vaya una forma decabalgar.

    ResponderEliminar

Las opiniones aquí reflejadas corresponden a los comentaristas y no representan, necesariamente, las del autor de Entre el Tormes y Butarque, quien se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, bien por utilizar un lenguaje indecoroso, emplear descalificaciones personales, ser repetitivos o introducir argumentos al margen del tema de debate.

En caso de que no desee revelar su verdadera identidad se sugiere que utilice un alias o nombre ficticio, lo que agilizará el debate y permitirá identificar claramente la autoria de las opiniones que quieran ser rebatidas o corroboradas por otros comentaristas.