sábado, 17 de diciembre de 2011

Cirilo Martínez Novillo y Alba de Tormes

El comentario realizado por Ángel González Pérez a la entrada del día 12 sobre el lienzo “Casas de Alba de Tormes” de Cirilo Martínez Novillo, me da pie para profundizar sobre la obra del pintor vallecano y acercar a estas páginas dos nuevos oleos del mismo autor a los que también tituló “Alba de Tormes”
Si bien en el primero de ellos, al igual que ocurre con el premiado en la exposición del 62, resulta difícil identificar el lugar representado -que se me antoja la Plaza Mayor-, en el segundo se aprecia una perspectiva ligeramente deformada en la que, a pesar de su abstracción expresionista, se vislumbra la ribera del Tormes, la Puerta del Río, la iglesia de San Pedro y la siempre vigilante cazoleta del castillo.
Esta plasmación de una panorámica real podría despejar el interrogante que Ángel planteaba sobre el porqué de la presencia del nombre de Alba en el titulo de la obra y ratificaría su hipótesis de que, en alguno de sus viajes, Martínez Novillo habría recalado por estos pagos y tomado apuntes sobre “escenarios” albenses que posteriormente se convertirían en las obras de las que ahora nos ocupamos.

Alba de Tormes
1964. Óleo sobre lienzo. 100 x 133 cm.
Colección Dr. Miguel Ferrer. Salamanca.


Alba de Tormes II
1964. Óleo sobre lienzo. 63 x 80 cm.
Colección particular. Madrid.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Las opiniones aquí reflejadas corresponden a los comentaristas y no representan, necesariamente, las del autor de Entre el Tormes y Butarque, quien se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, bien por utilizar un lenguaje indecoroso, emplear descalificaciones personales, ser repetitivos o introducir argumentos al margen del tema de debate.

En caso de que no desee revelar su verdadera identidad se sugiere que utilice un alias o nombre ficticio, lo que agilizará el debate y permitirá identificar claramente la autoria de las opiniones que quieran ser rebatidas o corroboradas por otros comentaristas.