viernes, 21 de diciembre de 2012

El brazo incorrupto de Santa Teresa viene a visitaros

Con este lema, y para conmemorar  el IV centenario de la reforma carmelitana, en el mes de agosto de 1962 el brazo de Santa Teresa inicia un peregrinaje por pueblos y ciudades de España con la intención de visitar todos los conventos y monasterios de la orden.

El viaje, que se prolongaría durante  un año -hasta agosto de 1963-, serviría también para realizar una cuestación nacional con el objetivo de obtener fondos para la reanudación de las obras de la Basílica Teresiana en Alba de Tormes. Sin embargo, a pesar de los masivos recibimientos y de las aclamaciones de que fue objeto la reliquia teresiana en todas las localidades por las que pasó, el resultado es de todos conocidos: las obras permanecieron paralizadas y de aquel viaje solo nos han llegado imágenes curiosas como éstas que ofrecemos   a  continuación.  











Alba de Tormes (Agosto 1962) La población y la imagen de Santa Teresa despiden la reliquia que inicia su peregrinar por España (Fotografías publicadas en el Libro de Fiestas de 2008)












Écija (Noviembre 1962). El Alcalde y el Coronel del Depósito de Recría y Doma portan la reliquia del  brazo de Santa Teresa que procesiona escoltado por la Guardia Civil y la Guardia del Honor de la policía municipal.





Zafra                                       Valencia (Enero 1963)                                 Barcelona












Cádiz (Diciembre 1962)                                                                             Tortosa 



Baeza                                             Corella (Julio 1963)                                    Barbastro












Boñar (Julio 1963) El Alcalde recibe la reliquia que posteriormente procesionaría a hombros de mujeres de la localidad y escoltada por la Guardia Civil.






9 comentarios:

  1. Ultimamente estamos muy devotos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi no me lo parece. Intenta leer entre linea

      Eliminar
  2. Criticamos el catolicismo institucional pero no el mediatico de esta "pagina" por lo que se ve claro que si nos interesa pues "catolicismo" y si no nos interesa "laicismo"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que no tienes razón; una página o páginas de una institución como es el Ayuntamiento no tiene que ver con un blog particular y que creo no depende de ninguna subvención o protección pública.
      Además, en el trasfondo del artículo se aprecia que hubo gato encerrado y nunca se supo nada de los dineros recogidos. Se comentó por aquellos años que hubo una persona que donó un millón de pesetas 6.000 euros hoy porque "el brazo" pernoctase en su casa. Hablamos del año 1962 cuando el salario de un trabajador era de 40 pesetas día.

      Eliminar
  3. Lo que pasa es que retrotrayendonos a tiempos de contienda es como si de cantar el "cara al sol" nos hubiesemos pasado a la quema de iglesias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya lo veo claro, de vestir la camisa azul con el yugo y las flechas hemos pasado a criticar un supuesto catolicissmo institucional y además olvidar el parentesco con la cabeza visible o jefe local del movimiento.

      Eliminar
  4. Para el retrotraido18 de febrero de 2013, 12:31

    ¿Cuando vais a dejar la herencia recibida, la quema de iglesias, los contubernios y la masonería?
    Y sobre todo llama por su nombre a la rebelión ilegal en vez de andarte con contiendas, cruzadas, etc.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que no te falta razón, pues ya hay quien cambió de chaqueta o mejor dicho de camisa.

      Eliminar
  5. El problema no es de quienes evolucionan, sino todo lo contrario. Los verdaderamente preocupantes y peligrosos son aquellos que se quedan anclados en el pasado, unos por ignorancia incapaces de ver más alla de la punta de sus narices (que pena) y otros por intereses inconfesables (que asco).

    ResponderEliminar

Las opiniones aquí reflejadas corresponden a los comentaristas y no representan, necesariamente, las del autor de Entre el Tormes y Butarque, quien se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, bien por utilizar un lenguaje indecoroso, emplear descalificaciones personales, ser repetitivos o introducir argumentos al margen del tema de debate.

En caso de que no desee revelar su verdadera identidad se sugiere que utilice un alias o nombre ficticio, lo que agilizará el debate y permitirá identificar claramente la autoria de las opiniones que quieran ser rebatidas o corroboradas por otros comentaristas.