miércoles, 21 de abril de 2010

Biblioteca digital albense. Un nuevo espacio virtual

Después de algún tiempo de búsqueda de documentación, recopilación de ejemplares y adaptación de formatos, Entre el Tormes y Butarque se encuentra en disposición de ofrecer a cuantos a él se acercan su Biblioteca digital albense, nuevo espacio virtual en el que alojar publicaciones de temática relativa y circunscrita a Alba de Tormes que, por su antigüedad, por encontrarse descatalogadas, o incluso por desconocimiento, hasta este momento resultaban de difícil localización y accesibilidad.
En esta sección ya pueden consultarse algunas rarezas bibliográficas como La Fénix Troyana, de Vicente Mares; o el Nobiliario de los Reinos y Señoríos de España, de Francisco Piferrer, habitualmente citadas por quienes investigan sobre el origen de Alba; obras de obligada referencia en el estudio de su devenir histórico, como el Diccionario de Madoz, la España de Quadrado, o La Guía de Araujo (recientemente reeditada por la editorial vallisoletana Maxtor); libros de viajes, con descripciones de nuestros monumentos y nuestras gentes, como El viage de España de Antonio Ponz o De Castella Vetula de José María Aguirre (cuya existencia me fue comunicada por Ángel González Pérez, a quien desde aquí agradezco su colaboración); poemas históricos, como el de la Batalla de Alba, ... ....y a la misma se pretenden incorporar nuevos volúmenes en la medida en que su disponibilidad lo permita.

1 comentario:

  1. De nuevo ¡¡ENHORABUENA!! Gerardo: ha sido una grata sorpresa descubrir esta "biblioteca digital albense". Es un regalo tener acceso a todo ese material que, como bien dices, y por diversos motivos, no estaba a nuestro alcance.
    MUY INTERESANTE.
    Acabo de leer "De Castela Vetula", ¡es un regocijo, lo recomiendo!!!

    ResponderEliminar

Las opiniones aquí reflejadas corresponden a los comentaristas y no representan, necesariamente, las del autor de Entre el Tormes y Butarque, quien se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que considere inadecuados, bien por utilizar un lenguaje indecoroso, emplear descalificaciones personales, ser repetitivos o introducir argumentos al margen del tema de debate.

En caso de que no desee revelar su verdadera identidad se sugiere que utilice un alias o nombre ficticio, lo que agilizará el debate y permitirá identificar claramente la autoria de las opiniones que quieran ser rebatidas o corroboradas por otros comentaristas.